Castillo de Praga

Todo comenzo en Praga cuando se construyó el castillo. La historia de la ciudad esta unida a este  conjunto de antiguos palacios, edificaciones eclesiásticas, jardines y pintorescos rincones. Es que el castillo, en realidad es una mini praga.

Su fundación se remonta al siglo IX, ocupa unas 45 hetáreasy ha sido residencia de los príncipes, reyes y emperadores de Bohemia y a partir de la constitución de la república en 1918 también residencia de presidentes.

En 1962 el Castillo de Praga con sus hallazgos arqueológicos fue declarado patrimonio cultural nacional No. 1 como el lugar más importante de la historia checa.

Que ver en el Castillo de Praga

Callejon de Oro

La visita al Castillo de Praga tiene que incluir un paseo por el Callejón del Oro. Esta pequeña calle se encuentra junto a la muralla, tiene un encanto especial.

Las casitas miniaturas de colores según las leyendas fueron habitadas por los alquimistas que trabajaban para el emperador Rodolfo II, quien anhelaba descubrir la mítica pócima de la juventud, al igual que la Piedra de los Sabios.

Si dudas,  la casa número 22 es la más especial, ya que en ella vivió Franz Kafka. Y ya que mencionamos al gran escritor checo, es imperdible una visita a su museo.

Callejon de Oro Praga
Callejon de Oro Praga

Catedral de San Vito

Con una importante historia y un notable valor artístico, la Catedral de San Vito es el símbolo de Praga y de toda la República Checa.

Catedral San Vito de Praga
Catedral San Vito de Praga

Antiguo Palacio Real

Creado en el siglo IX como un primitivo palacio de madera, el antiguo palacio sufrió importantes cambios hasta convertirse en el impresionante edificio que se conserva en la actualidad.

Basílica y Convento de San Jorge
Basílica y Convento de San Jorge

Fundada en el año 920, la antigua basílica fue ampliada en el 973 con la construcción del convento, que en la actualidad acoge la colección de arte bohemio del siglo XIX de la Galería Nacional de Praga.

Museos
Los museos del Castillo de Praga son otro de los grandes atractivos. Podemos apreciar  obras de los grandes maestros como TizianoRubens.

El Museo del Juguete resulta ideal si hacemos una visita con niños.

Torre de la Pólvora

La Torre de la Pólvora, con sus cañones que se encontraban aquí, antiguamente, formaba parte del sistema de fortificación.

El laboratorio alquimista estaba ubicado en ella durante la época del emperador Rodolfo II (Rudolf II.). Actualmente usted encontrará aquí la exposición permanente dedicada a la Guardia del Castillo.

Caballerizas imperiales

Los interiores de las caballerizas del emperador Rodolfo II (Rudolf II.) fueron adaptadas en el siglo XX para las exposiciones y actualmente pertenecen a las galerías más modernas.

Caballerizas Castillo
Caballerizas Castillo

Jardines del Palacio
Dentro del complejo hay más de 10 jardines y huertas.

El Jardín Real, el más importante, fue creado en 1534 por orden del rey Ferdinando I, quien compró los antiguos viñedos que rodeaba el palacio. Además de albergar muchas especies exóticas, en el jardín se levantan varios pabellones como el Salón de Baile y el Palacio Real de Verano.

A partir del siglo XIX fue remodelado al estilo jardín inglés, aunque conserva elementos renacentistas y barrocos. Se puede acceder al jardín por cuatro puertas.

Jardines Castillo de Praga
Jardines Castillo de Praga

Alrededores del Castillo

El área en que se encuentra recibe el nombre de Hradcany y recorrer sus calles es tan interesante como la propia visita al castillo.

Curiosidades del Castillo de Praga

El Castillo de Praga es actualmente la residencia oficial del Presidente de la República Checa.

En su interior se custodian las joyas de la Corona de Bohemia.

En 1962, el castillo fue declarado Monumento Nacional y está considerado Patrimonio de la Humanidad.

Durante la Segunda Guerra Mundial ejerció como cuartel central de los nazis en Praga.

Todos los días a las 12:00 horas se realiza el cambio de guardia frente a la entrada del Palacio Real, con un desfile militar y música en directo.



Cómo llegar al Castillo de Praga

Llegar a pie
Como punto de inicio recomendamos la estación de metro Malostranská (línea A), que está situada justo debajo del Castillo de Praga.

Desde allí, subirás por Old Castle Stairway (Staré zamecké schody) directamente hasta la puerta del castillo.

Otra opción recomendada es desde Lesser Town (Mala Strana), a través de Nerudova Street: un paseo un poco empinado también.

Llegar en Tranvía
El tranvía (número 22) hasta la colina, con parada en Pražský Hrad.

Otras paradas de tranvía
Královský letohrádek (Belveder): empieza con el Royal Garden (Jardín Real), Belveder y Ballgame Hall, luego cruza el puente Deer Moat, hasta llegar a Second Courtyard. El Royal Garden y Deer Moat están cerrados de noviembre a marzo.
Pohorelec: camina hasta el Castillo a través de Hradcany y llegarás a la entrada principal.