Dinero

Moneda

La moneda oficial de la República Checa es la corona checa (Kč).

Monedas
1 Kč, 2 Kč, 5 Kč, 10 Kč, 20 Kč y 50 Kč.

Billetes
100 Kč, 200 Kč, 500 Kč, 1000 Kč, 2000 Kč y 5000 Kč.

1Kč = 100 haléřů (centavos), pero esos se utilizan en la República Checa solo en las etiquetas de precios. En realidad no podrás pagar con ellos, ni te devuelven el vuelto.

Los precios se redondean. Por ejemplo en el precio 299 coronas y 75 centavos pagarás 300 coronas. En el precio 159 coronas y 20 centavos pagarás 159 coronas.

En muchos almacenes, restaurantes y centros turísticos podrás pagar en euros. Solo ten en cuenta, que especialmente en los almacenes, te darán el vuelto en las coronas.

¿Cómo cambiar dinero?

Es posible cambiar  euros o dolares por coronas checas de varias formas. La más recomendable es pedir con antelación coronas checas en tu banco de confianza, ya que al ser cliente es posible que te den el cambio con mejores condiciones.

Cambiar moneda en Praga

Si viajas a Praga con euros (sin hacer el cambio de divisa previamente), en el centro de la ciudad podrás encontrar muchas casas de cambio en las que podrás conseguir monedas checas sin dificultad.

Los establecimientos más fiables y más honestos dónde realizar cambio de moneda en Praga se encuentran en el barrio judío, en la parte norte del centro de Praga.

La tercera opción para el cambio de divisas es ir a un Banco en Praga, allí podrás conseguir dinero útil con facilidad, aunque debes tener presente que la comisión que se quedan los bancos en este tipo de transacciones suele ser más elevada en comparación con la que les corresponde a las casas de cambio.

Importante

Nunca no cambies tu dinero en la calle. No recibirás las ofertas de las personas, cuales ofrecen un cambio excelente afuera de una oficina de cambio, banco u otra institución.

Cajeros

Las coronas checas podrás retirar también de los cajeros, cuales hay suficiente en las ciudades. Pero primero averigua en tu banco, cuales comisiones te va a descontar por retirar dinero del cajero en el extranjero.

En la mayoría de los almacenes y restaurantes podrás pagar con las tarjetas aceptadas mundialmente (Visa, MasterCard, Plus Maestro y etc.)

Propina

En los restaurantes, bares, cafeterías y en otras instalaciones en la República Checa es costumbre dejar al personal una propina en el pago. Algunas instalaciones la propina incluyen al precio, más usual es, que el cliente se decide, cuanto de propina deja al personal.

En las cuentas menores y en las instalaciones habituales es usual redondear la cuenta según la complacencia del cliente. Si es que esté contento con la comida, con el servicio y con el ambiente y el mesero te trae cuenta con 116 Kč, redondea la cantidad a 130 Kč o más.

Con la cuenta mayor debería subir también la propina. En los restaurantes lujosos se espera la propina sobre 10% de la cuenta, pero también el servicio es mejor. Si no estás contento, no tienes que dar nada de propina.